Extranjeros que emprenden en España: ¿qué tiene nuestro país que les conquista?

Categoría: Analisis

Durante 2016, el número de trabajadores autónomos extranjeros en España aumentó en un 6,5 % respecto al año anterior. Casi 17.000 nuevos emprendedores extranjeros se dieron de alta en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA), lo que eleva la cifra total a 278.567 según los datos de la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos. De esta forma, el 8,7 % de los trabajadores autónomos inscritos en el RETA son ya extranjeros.

España ya es el quinto país en Europa (detrás de Reino Unido, Alemania, Francia y Holanda) que más talento tecnológico extranjero atrae, según el informe The State of European Tech 2016 realizado por el fondo de inversión Atomico y el evento para startups Slush.  Probablemente, el hecho de que la Ley de Emprendedores aprobada en 2013 estableciera un nuevo régimen de visados y autorizaciones de residencia para inversores, emprendedores, profesionales altamente cualificados o investigadores con el fin de agilizar los trámites, facilite su entrada y permanencia y, con ello, estos datos. Sin embargo, no es el único incentivo que han encontrado las numerosas startups creadas en España por emprendedores extranjeros.

El valor de iniciar un negocio fuera

“España tiene todo para convertirse en un player relevante de empresas tecnológicas, y los éxitos recientes de startups lo confirman”, explica Marek Fodor, cofundador de Atrápalo, business angel y mentor de varias startups en la aceleradora barcelonesa SeedRocket, además de presidente de Kantox. “Talento, calidad de vida, conocimiento específico tanto de tecnología como de marketing y ventas, buenas escuelas de ingeniería y de negocio, fondos de inversión” son algunos de los factores positivos del ecosistema emprendedor en España que enumera Fodor a Startupxplore.

marc-fodor

Nacido en Eslovaquia y con estudios de informática y economía en Praga, Berkeley y Londres, Fodor cursaba un doctorado en la Universidad Charles de Praga cuando decidió venir a Barcelona a montar un negocio online. Corría el año 2000 y aunque la burbuja de las puntocom pronto causaría estragos, su pionera plataforma dedicada a promocionar planes de tiempo libre fue todo un éxito.

AtrápaloFodor fundó Atrápalo junto con tres amigos (Ignacio Sala, Manuel Roca e Ignacio Giral), aunque no cree que el hecho de haber estudiado y vivido en el extranjero fuera una de las claves para contribuir al crecimiento de la compañía. “El valor aportado no depende del lugar de nacimiento o de estudios. Quizá sí fue relevante mi entendimiento tanto de los temas informáticos como económicos, por haber estudiado las dos materias”.

España tiene todo para convertirse en un player relevante de empresas tecnológicas” Maker Fodor

Por su parte, el francés Philippe Gelis, CEO de Kantox, también llegó a Barcelona hace más de quince años para estudiar estrategia de negocio en la Toulouse Business School, ya que “siempre había querido aprovechar los estudios para viajar”. Aunque ha trabajado en Renault en Suiza o estudiado un Máster en Finanzas en Universidad de Monterrey, ha desarrollado gran parte de su carrera profesional en la Ciudad Condal, donde ha trabajado como consultor en Axis Corporate, Antares Consulting y Deloitte. Kantox

Precisamente en esa última empresa conoció al español Toni Rami (ahora COO de Kantox), con el que reflexionó sobre la necesidad de luchar contra la opacidad del sector financiero en 2010. A ellos se unió después John Carbajal (actual CTO), a quien conocieron en el Startup Weekend de Barcelona. Así nació Kantox, una compañía que ofrece soluciones para la gestión de divisas – decidió hace unos meses abrir sus puertas a los bancos tradicionales– y que ha recaudado más de 21 millones de dólares (unos 19 millones de euros) en varias rondas de financiación con inversores franceses, estadounidenses y españoles.

kantox 2

Según nos cuenta Gelis, decidieron constituir la empresa en Reino Unido porque la Financial Conduct Authority estaba mucho más avanzada para regular empresas de fintech en ese momento y porque el “mercado de divisas está en Londres”. Eso sí, aunque la sede oficial de esta compañía está en la capital británica, la mayor parte del equipo está en Barcelona (donde se encargan de las ventas en Europa continental, tecnología y marketing).

“Desde el minuto uno dijimos: ‘tiene todo el sentido mantener gente en Barcelona, porque al fin y al cabo hay calidad de vida, se puede atraer gente y es menos caro que estar en Londres’”, detalla el CEO de Kantox. Gelis considera que la mayoría de startups, en particular las que no se dedican al fintech, pueden  “hacer todo desde Barcelona”. “Si ahora tuviera que remontar Kantox desde cero y con el brexit no sé si me iría a Londres, es una buena pregunta. Al fin y al cabo, lo importante es empezar donde estás”, reivindica Gelis.
Kantox no es el único ejemplo de una startup con fundadores de diferentes procedencias. En el caso de Spotahome, dedicada al alquiler de residencias online a medio y largo plazo, sus cuatro fundadores provienen de países diferentes. El español Alejandro Artacho (CEO), el costarricense Bryan McEire (CTO), el portugués Hugo Monteiro (vicepresidente de ingeniería) y el italoargentino Bruno Bianchi (Chief Operations Officer) crearon esta compañía, ganadora del prestigioso evento South Summit el año pasado.

[En Barcelona ] hay calidad de vida, se puede atraer gente y es menos caro que estar en Londres” Philippe Gelis

“El mercado que se nos antojaba más fácil para empezar era el español, por la cantidad de estudiantes que recibe España y en general por la cantidad de gente que se muda a España a pasar una temporada por varios motivos”, detalla Bianchi.

SpotahomeEl COO de Spotahome había vivido en casi una decena de países antes de trasladarse a Málaga en 2004, y no vino “para trabajar en una startup: se dedicó a variopintos negocios, desde vender joyas en la playa a encargarse del desarrollo de negocio en una empresa de aceitunas. Una década después, lanzaba junto a los otros tres cofundadores Spotahome desde Madrid. Con presencia en 9 ciudades de España, Bélgica, Reino Unido y Alemania, Bianchi no descarta que en un futuro abran delegaciones en otros países. Eso sí, el nivel de vida y el hecho de que su familia también resida actualmente en España hacen que este emprendedor no tenga planes de mudarse indefinidamente a otro lugar. sspotahome Al igual que en el caso de Spotahome, Packlink arrancó en Madrid porque sus cofundadores, el francés Ben Askew-Renaut (CEO) y el español Javier Bravo (COO), creyeron que el mercado español era idóneo para lanzar este servicio que se encarga de comparar y realizar envíos de paquetería y mensajería. “Vimos la necesidad en el mercado y que nadie la estaba cubriendo satisfactoriamente. Nos pasó a nosotros mismos. Queríamos realizar nuestros envíos a través de un servicio de calidad y a precios competitivos, y no lo encontrábamos en España”, explica Askew-Renault. Packlink

Amigos antes que socios, el hecho de que ya vivieran en España con sus familias o su creencia de que arrancar en Madrid les “podría ayudar a atraer personas nativas de otros mercados” también influyeron en su decisión.
El propio CEO de Packlink había montado una empresa de importación de productos de Sudáfrica a Francia, por lo que tenía el background necesario para emprender en el sector. “Contar con experiencias reales nos ha dado ese valor añadido que necesitábamos para lograr el éxito y posteriormente la consolidación de Packlink”, defiende. Tras cerrar tres rondas de financiación por 25 millones de euros, en las que ha partido el fondo barcelonés Active Venture Partners o el estadounidense Accel Partners, Packlink ya se ha expandido por Francia, Alemania e Italia.

No solo los fundadores: equipos internacionales

El equipo de Packlink es nativo de cada país al que da soporte, por lo que que los empleadores conocen “la idiosincrasia y peculiaridades de su lugar de nacimiento” según destaca su CEO. De hecho, los 100 trabajadores de Packlink son de 15 países diferentes.

packlink

De igual forma, el equipo de Kantox, compuesto por 80 personas, cuenta con trabajadores de 17 nacionalidades.“Eso aporta variedad de opinión y ofrece la oportunidad de aprender lo mejor de cada cultura, destaca Fodor. Tampoco Spotahome se queda atrás: sus 130 trabajadores provienen de 27 países. “Estamos en Madrid, pero cuando entras parece un poco Naciones Unidas,” bromea Bruno Bianchi.

Los obstáculos que deben salvar los foráneos

Pese a que los cofundadores de Atrápalo, Kantox, Spotahome y Packlink hayan conseguido afianzar el negocio de sus startups, no son pocas las dificultades que han tenido que sortear antes para lograrlo:

  • El bajo nivel de inglés y la ausencia de contactos previos para empezar. “Para una buena integración, es necesario aprender español rápidamente y bien. El segundo [problema] es la ausencia de network personal y profesional en el lugar nuevo”, explica Fodor.
  • El desconocimiento de las costumbres. “El hecho de que en cada país se negocie de una forma diferente y que el propio usuario se comporte de forma distinta, por lo que es muy importante empaparte del país e impregnarte de su manera de vivir”, argumenta Ben Askew-Renaut, cofundador de Packlink.
  • La burocracia y la falta de empuje institucional. Para Bianchi, en España hay “un marco jurídico que es mejorable, burocracia, costes que son elevados (…) Tampoco se está fomentando España de forma excepcional como en Lisboa o como en Berlín”
  • El tamaño del mercado español. “No es ni muy grande ni muy pequeño. Eso genera la tentación de enfoque nacional de startups que nacen aquí, lo cual perjudica la ambición global tan común por ejemplo en startups de Israel”, según el cofundador de Atrápalo.
  • No puede competir con otras ciudades europeas a nivel de financiación… pero tiene otras ventajas. “De la misma manera que Barcelona o España nunca llegará a competir con Londres o Berlín a nivel de fondos invertidos, estas ciudades nunca llegarán a competir con Barcelona a nivel de calidad de vida”. explica Gelis, CEO de Kantox.

¿Animando a otros emprendedores?

En general, estos emprendedores sí creen que montar un negocio fuera de su país de origen es una experiencia positiva.“Te da la seguridad de poder afrontar y solucionar retos importantes en un entorno de incertidumbre, te obliga a entablar nuevas relaciones, aprender rápido, no despilfarrar…” señala Marek Fodor. “Te vuelve más flexible, adaptable al cambio, abierto… y esos son cosas que al final tienen valor después, cuando montas tu negocio”, coincide el CEO de Kantox, que, pese a ello, considera que no haber vivido fuera no es una barrera al emprendimiento.

Eso sí, recomienda a los emprendedores que quieran comenzar una aventura en otro país aliarse con “un socio local” que conozca el ecosistema y la cultura. “Hoy en día de cierta manera es fácil empezar en cualquier lugar, yo creo que la diferencia es muy marginal”, señala Philippe Gelis.

“Es muy importante empaparte del país e impregnarte de su manera de vivir” Ben Askew-Renaut

Además, en los últimos años, han aumentado las iniciativas para animar a emprendedores de otros países a comenzar una aventura empresarial en España. ICEX España Exportación e Inversiones ha puesto en marcha Rising Startup Spain, un programa que ofrece a startups extranjeras espacios de trabajo gratuito o dinero para cubrir los gastos.

El meetup Guiripreneur es otro de esos proyectos que asesora y ayuda a extranjeros y freelances en sus reuniones. El anglofrancés Pierre-Alban Waters, director de Moving2Madrid, una empresa que ayuda a extranjeros a alquilar, comprar e invertir en el sector inmobiliario madrileño, creó esta comunidad ya en 2010. “Nos enfocamos mucho en acción, en lugar de hacer eventos, charlas, ponencias… hacemos talleres, grupos dirigidos, grupos de apoyo entre emprendedores, vamos a lo profundo no a lo superficial”, destaca Waters. Después de una década en España, este emprendedor llegó a la capital para aprender un nuevo idioma, se quedó por el modo de vida y ahora lo recomienda a otros emprendedores. “Hay muchas libertad para emprender y muchas posibilidades en España”, sentencia.

Las imágenes son propiedad de: Pixabay, Kantox, Spotahome y Packlink.

Únete a la mayor comunidad de startups e inversores

¡Regístrate en Startupxplore!

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedInShare on Google+

Comentarios

  • http://ambitioustracks.com/es/ Sergio MA

    Muy interesante que el mayor activo de nuestro país sea la calidad de vida. Tras 6 meses entrevistando start-ups por Asia la verdad que se echan muchas cosas de casa en falta. ¡No valoramos lo que tenemos hasta que nos vamos fuera! :/

  • Pingback: Emprendimiento en Europa: ¿qué debe saber un inversor?()