¿Quieres trabajar en una startup? Ventajas y desventajas

Categorías: Análisis

Importante

Startupxplore invierte en empresas tecnológicas y escalables y está enfocada en apoyar a los emprendedores. ¡Nos encantaría conocer tu empresa! Echa un vistazo a nuestros criterios de inversión, y si crees que tu proyecto encaja, por favor rellena este formulario.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedInEmail this to someone

Si te dedicas al mundo de la tecnología o te mueves en estos ámbitos, es muy probable que en algún momento te hayas (o te hayan) planteado trabajar en una startup.

Y eso… ¿sería bueno o malo? Porque trabajar en una startup, por lo general, representa algo muy distinto a las rutinas de trabajo a las que todos nos hemos ido acostumbrando a lo largo de nuestra vida. Por eso, es importante que te plantees bien si quieres (o no) entrar en este mundo.

Si tienes dudas, te contamos las ventajas y desventajas que puede tener trabajar en una startup.

«¿Te interesa la inversión en startups?»

VENTAJAS

1. Está todo por hacer

Quizá una de las mejores ventajas que puede tener este tipo de trabajo. Por lo general, en una startup está casi todo por hacer, con lo que, si trabajas en una, tendrás la oportunidad de sentir que estás creando y construyendo algo casi desde cero. Y esa es una sensación prácticamente imposible de recrear en una empresa al uso.

2. Pertenencia

Por lo general, la mayoría de las startups funcionan con equipos de trabajo muy reducidos, con lo que las relaciones entre los empleados suelen estrecharse bastante. Si a eso le unimos la construcción de un proyecto, como decíamos antes, lo que está claro es que en una startup tendrás un sentimiento de pertenencia mucho mayor del que puedas tener en casi cualquier otro trabajo.

3. Experiencia

En muchos sentidos, trabajar en una startup puede ser una de las mejores experiencias que vas a poder tener en tu vida. No sólo a nivel personal, sino también profesional. Porque trabajando en una startup estarás creando proyectos desde muy abajo, estarás gestionando los problemas, sabrás solucionar los posibles fracasos, serás medianamente innovador en sectores que aún están por construir… Si un día quieres cambiar de aires, cualquier empresa (tecnológica o no) valorará mucho toda la experiencia que te ha supuesto esto.

4. ¿Acciones?

Dependiendo de la startup, de su grado de madurez y del momento en el que llegues, si la compañía no tiene mucho dinero, es medianamente probable que te ofrezca parte de tu sueldo en acciones. Y eso tiene un riesgo, claro, pero… ¿y si la compañía acaba teniendo muy buenos resultados y acabas cogiendo un trozo de ese pastel?

DESVENTAJAS

1. Incertidumbre

Seamos sinceros: una startup es poco menos que una montaña rusa. Siempre dependerá de en cuál trabajes y en qué momento se encuentra, pero todos sabemos que la mayoría de compañías incipientes acaba fracasando, y tu caso no tiene por qué ser la millonaria excepción. Si necesitas un trabajo estable y cierta seguridad, quizá no te convenga trabajar en una startup (o, al menos, no en una que no se haya consolidado).

2. Estrés y trabajo

Trabajar en una startup es maravilloso porque creas cosas desde cero, sí, pero también puede ser una fuente inagotable de estrés. Además, es muy probable que debas olvidarte de horarios, fines de semana y parte de tus vacaciones. Asúmelo: por lo general, el trabajo en una startup te llevará más horas de lo que implicaría otra empresa.

3. Sueldo

Lo del sueldo acaba siendo muy variable. Si entras en una compañía consolidada y que ha recibido inversión, es medianamente probable que tengas un buen sueldo. Sin embargo, si entras en una compañía que aún está validando su modelo de negocio (y eso es lo que pasa en la mayoría de ocasiones), lo más probable es que tu sueldo no sea para tirar cohetes. Si necesitas un buen sueldo o tienes que pagar una hipoteca y no tienes grandes ahorros, quizá una startup no sea el mejor sitio para trabajar.
Y por cierto…

¿QUIERES INVERTIR EN STARTUPS? 📈

Te presentamos nuestro curso online de inversión en startups para que aprendas a tu ritmo, y de la mano de grandes profesionales, a través de experiencias y casos reales. Además de entrevistas monográficas por parte de algunos de los inversores más top de España.

curso de inversion startups
Imagen: Luc Legay (Licencia CC).

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedInEmail this to someone
Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedInEmail this to someone

Deja tu comentario